CONSEJOS PARA HACER CRECER LA BARBA

Comprométete con el crecimiento de tu barba


Tu barba no va a crecer en una noche, así que, si decides dejarla crecer, debes comprometerte y aceptar el proceso. Al principio es incómodo, te sientes un poco raro, te pica el rostro. Pasa rápido, pero si no te mentalizas antes de que suceda, lo más probable es que acabes abandonando la idea de dejarte crecer la barba.


Cuida tu cuerpo


La salud de tu barba está directamente relacionada con la de tu cuerpo en general. Así que cuida tu cuerpo, barba fuerte.

Hay algunas cosas que favorecerán particularmente el crecimiento de tu barba como:

Hacer ejercicio: favorecerá la circulación general de la sangre en tu cuerpo, y llegará mejor a la piel de tu rostro, regará el folículo piloso y hará que tu barba crezca sana y fuerte.

  • Descansar: durante el sueño se produce la regeneración celular, y el proceso de crecimiento de tu barba depende de ella.

  • Eliminar el estrés: ya que éste ataca especialmente al crecimiento del vello y del cabello, llevando incluso a la caída de los mismos.

  • Comer equilibrado para lograr esa salud general de la que hablábamos, e integrar algunos de estos alimentos en tu dieta, ya que son ricos en nutrientes que favorecen el crecimiento del vello:

  • Proteínas: pollo, huevos, pescado, carne roja, legumbres, yogur, leche, queso.

  • Semillas y frutos secos: almendras, nueces, avellanas, pistachos, semillas de girasol, linaza.

  • Frutas: manzanas, naranjas, arándanos, fresas, uva, papaya, limones, kiwis, granada, piña.

  • Vegetales: lechuga, espinaca, brócoli.


Deja que tu barba crezca tranquila


Cuando dejes de afeitarte, el primer mes te va a dar la sensación de que tu barba crece sin control ni sentido. Vas a sentir la tentación, durante las primeras semanas, de querer darle forma, con una recortadora, o acudiendo a un barbero, con la esperanza de que esto te ayude a darle un acabado más estilizado.


En este punto de su crecimiento, si la recortas, estarás debilitando tu barba. Déjala que siga creciendo, y lo hará rápido. Cuando hayas alcanzado la barrera de las 4-6 semanas, notarás que tu barba se ha ablandado, entonces será el momento de darle forma.


Cuida la piel de tu rostro


Los picores son uno de los efectos secundarios más incómodos durante las primeras semanas que uno se deja barba. Éstos surgen porque el vello se abre paso a través de ella con mucha fuerza. Lavar tu piel para eliminar la suciedad y las bacterias e hidratarla con productos específicos serán la clave para que combatas el picor inicial. Además, estarás creando un hábito, y es que la barba, te la vas a tener que cuidar cada día.

Una vez tu barba alcanza una cierta longitud se ablanda, la piel se acostumbra, y el picor desaparece. Palabra de barbudo.


Cepilla tu barba


A partir de la semana 3-4, cuando tu piel ya se ha acostumbrado a la barba, y ésta tiene una longitud que lo justifique, comienza a cepillarla con un cepillo específico, si es posible de púas de jabalí. Este material es seboregulador, con lo que te ayudará a mantener la grasa de la piel en la medida justa.

Además, con el cepillado lograrás entrenar a cada pelo, la repetición hará que tiendan a salir en la dirección que deseas, y no disparados para cualquier lugar, y disimular las calvas (sí, casi todos las tenemos).

© SINCE 2017 · Elaboración de productos para barba.

0